Os fillos da vide (2017) Ana Domínguez

Os fillos da vide (2017) Ana Domínguez

Regresando a sus raíces, Ana Domínguez se adentra en un viaje que va de lo personal a lo ancestral a
través de los ciclos de la vida y de las estaciones; los viñedos, la vendimia y el vino. Los ritos, los ritmos de
la naturaleza y las tradiciones en peligro de extinción, a través de los paisajes y de quienes los habitan,
dibujan esta mirada en la que etnografía y emoción se funden en una revelación de las corrientes paganas
y míticas de las bacanales que son las fiestas populares, explosiones de fertilidad y de vida.

Ficha técnica
Dirección, guión, producción: Ana Domínguez
Imagen y sonido directo: Ángel Rueda
Montaje: Ana Domínguez y Ángel Rueda
Música: Lucía Rolle
Postproducción de sonido: Sisco Lariño

Notas de la directora
Quería hacer una película que hablara de nuestro vínculo ancestral con la tierra y los ciclos vitales de transformación. La naturaleza como algo mágico y misterioso, lo primigenio, lo atávico, que nuestra civilización pragmática ha convertido en algo marginal, reduciéndolo a supersticiones olvidadas.
El uso de diferentes formatos y sus texturas en la filmación, me permite generar una alegoría narrativa que recrea no sólo el paso del tiempo, sino también, los sentimientos y las emociones, como un relato onírico frente a la realidad y el presente.
¿Cómo explicar el mundo? Las leyendas de antaño tenían esta función; ser un puente entre generaciones y mostrar el lugar que ocupa el hombre en el mundo. Hoy en este tiempo de la desmemoria, necesitamos más que nunca rastrear los orígenes, la naturaleza, la magia, la casualidad y la metamorfosis continua de la vida.
Con este telón de fondo me propuse filmar mi lugar de origen, Valdeorras, recordando la fascinación que ejercían en mí sus montañas. De niña me preguntaba que ocultaban detrás, e imaginaba mundos mágicos y misteriosos por descubrir. En el oriente orensano se encuentra Valdeorras, valle de tradición vitivinícola desde tiempos romanos, es la entrada natural a Galicia, lugar fronterizo rodeado de montañas onduladas, suaves e imponentes, al igual que un inmenso mar de montañas donde el mito y lo ancestral siempre están presentes, “la montaña sagrada”, mi montaña.
Las vendimias de la niñez y adolescencia, se han convertido en algo muy especial para mí, este sentimiento me descubre el fuerte vínculo que tengo con el entorno natural que me rodeó en mis primeros pasos por el mundo. La incursión en el universo adulto, en los pequeños espacios temporales de las tareas comunales, la vendimia como regalo, como ofrenda, el trabajo comunitario que se transforma en fiesta, en juego. Durante la vendimia, existe en el ambiente una sensación de júbilo general, es la celebración de la vida. De niña podía sentir que aquello era algo especial, el vínculo con la naturaleza estaba presente más que nunca en esos momentos, la alegría del cambio, la idea de transformación.
“… aceptar de buena gana la destrucción selectiva y quedarse solo con la vida.” (Thoreau).
Durante el proceso de documentación para la película, pude reafirmar alguna de estas ideas consultando las partidas de nacimiento de los siglos pasados en la zona de Valdeorras, comprobé cómo durante los meses de junio y julio, que son justamente nueve meses después de la última vendimia, se disparaban los índices de natalidad en toda la comarca.
Todos esos niños nacidos nueve meses después de la vendimia somos Os Fillos da Vide (Los Hijos de la Vid).

Ana Domínguez
Nacida en A Rúa de Valdeorras (Ourense).
Formada en artes plásticas en la escuela Mestre Mateo de Santiago de Compostela, La Massana de Barcelona y la Universidad de Göttingen en Alemania. Desarrolla su trayectoria artística entre Galicia, Cataluña y Alemania, donde realiza exposiciones de pintura, diseño de decorados para obras de teatro y performances junto al colectivo multicultural Ball-cans.
Participa como directora artística y regidora de attrezzo en diversos proyectos cinematográficos y de televisión.
Se denomina a sí misma como una creadora visual. Su salto al cine lo considera un proceso natural donde la cámara es una extensión más de la expresión artística. Realiza piezas cortas y vídeo instalaciones como Autorretrato o Brío (2015) y participa del laboratorio de creación fílmica AA++, dedicado a la film performance.
Os Fillos da Vide es su primer largometraje. Actualmente co-dirige en la ciudad de A Coruña, el (S8) Mostra Internacional de Cinema Periférico dedicado al cine de vanguardia y sus expresiones contemporáneas.

ENVIAR UN COMENTARIO

Tu email nunca será publicado. Campos obligatorios marcados con *

*
*