Nostalgia de la luz. Patricio Guzmán (2010) Francia-Chile-Alemania. 90 min

Nostalgia de la luz. Patricio Guzmán (2010) Francia-Chile-Alemania. 90 min

MARTES 17 DE ABRIL, 20:10H.  Proyección propuesta por el Grupo de Diálogo.

Nostalgia de la Luz es un film sobre la distancia entre el cielo y la tierra, entre la luz del cosmos y los seres humanos y las misteriosas idas y vueltas que se crean entre ellos. En Chile, a tres mil metros de altura, los astrónomos venidos de todo el mundo se reúnen en el desierto de Atacama para observar las estrellas. Aquí, la transparencia del cielo permite ver hasta los confines del universo. Abajo, la sequedad del suelo preserva los restos humanos intactos para siempre: momias, exploradores, aventureros, indígenas, mineros y osamentas de los prisioneros políticos de la dictadura. Mientras los astrónomos buscan la vida extra terrestre, un grupo de mujeres remueve las piedras: busca a sus familiares.

Patricio Guzmán (1941, Santiago de Chile) estudia en la Escuela Oficial de Cinematografía de Madrid y consagra su carrera al cine documental. Sus obras son regularmente seleccionadas y premiadas en los festivales internacionales. En 1973 filma “La Batalla de Chile”, un documental de 5 horas sobre el final del gobierno de Allende. La revista CINEASTE lo nomina como “uno de los 10 mejores filmes políticos del mundo”. Después del golpe de estado, Guzmán es amenazado de fusilamiento y permanece incomunicado dos semanas en el estadio nacional. Abandona el país en noviembre de 1973. Vive en Cuba, España y Francia, donde realiza “En nombre de Dios” (Grand-prix Festival dei Popoli, 1987), “La Cruz del Sur” (Grand-prix Festival Vue Sur le Docs, Marsella 1992), “La Memoria Obstinada” (Grand-prix Festival de Tel Aviv 1999), “El Caso Pinochet” (Semana de la Crítica, Cannes 2002) y “Salvador Allende” (Selección Oficial, Cannes 2004). En 2005 realiza “Mi Julio Verne”. Como formador imparte clases de cine documental en Europa y Latinoamérica. Es fundador y director del Festival Documental de Santiago (FIDOCS). Vive en Francia.

 

 

 

 

 

 

 

 

Nostalgia de la luz, Premios y distinciones

Mejor documental, European Film Academy Awards 2010
Selección Oficial Festival Cannes 2010.
Mención especial del jurado, Premio François Chalais, Cannes 2010
Premio del público, Toronto Films Festival 2010
Premio del Público, Festival de Biarritz 2010
Premio Ciné Découverte, Bruselas 2010
Premio Age d’Or, Bruselas 2010
Mejor documental, Abu Dhabi Film Festival 2010
Mejor documental, Festival de Santa Bárbara, EEUU, 2010
Mejor documental, Festival de Guadalajara, México, 2011
Premio Amnistía Internacional, Festival de Cine y DDHH, San Sebastián 2011
Mención especial del jurado, Sheffield Film Festival 2010
Mención especial del jurado, Ronda, España 2010
Sesión inaugural, Marseille Film Festival 2010
Sesión inaugural, Leipzig Film Festival 2010
Premio Altazor, Chile 2011
Mejor documental de año, IDA, Internat. Doc. Association, Los Ángeles 2011
Mejor documental del año, CTA, Cinema Tropical Award, Nueva York 2011
Mejor documental del año, Toronto Film Critics 2011
Mejor documental del año, Círculo de Críticos de Arte de Chile 2011
Mejor documental, director y fotografía, Premios Pedro Sienna, Chile 2011
Premio Audacia, Festival Paris Science 2011
Primer Premio, Festival Ciencia e Cinema de La Coruña 2011.
Mayor Prize, Festival de Yamagata, Japón, 2011.
Awards Season, The New York Times, Nueva York 2011
Nominado mejor documental por Cinema Eye Honors, Nueva York 2011
Nominado mejor guión documental, Annual Writers Guild of America Awards 2011

Ficha técnica

Guión y dirección: Patricio Guzmán.
Producción Renate Sachse.
Fotografía y cámara: Katell Djian.
Sonido directo: Freddy González.
Música original: Miranda & Tobar.
Ayudante de dirección-producción y foto fija: Cristóbal Vicente.
Ayudante de dirección-preparación: Nicolás Lasnibat.
Montaje: Patricio Guzmán y Emmanuelle Joly.
Supervisora de montaje: Ewa Lenkiewicz.
Imágenes de la Vía Láctea: astro fotógrafo Stéphane Guisard.
Corrección de luces y efectos: Éric Salleron.
Montaje de sonido y mezcla: Jean-Jacques Quinet.
Supervisión de textos: Sonia Moyersoen.
Productora ejecutiva: Verónica Rosselot.
Productora delegada y consejera artística: Renate Sachse.

 

 

 

 

 

 

Conversación con Frederick Wiseman

F. Wiseman, el genial documentalista norteamericano, mantiene una diálogo con Patricio Guzmán acerca de Nostalgia de la luz:

Fred (FW)
Yo no explicaría el film. Podemos hablar del sujeto del film, pero no vamos a explicarlo.

Patricio (PG)
Podríamos hablar del desierto.

FW
También están las mujeres, el respeto que tu sientes por ellas. Las metáforas del film son muy fuertes, yo sé que tu no quieres hablar de eso. Hay metáforas que nos conducen hacia el desierto y otras hacia las mujeres. Las mujeres buscan en la tierra y los astrónomos buscan en el cielo. Creo que has hecho un film magnífico.

PG
¿Qué es lo que más te interesa, la arqueología o la astronomía?

FW
La cosa que más me interesa es la metáfora, la relación entre los astrónomos y las mujeres.

PG
Yo creo que las metáforas se originaron en el territorio mismo. Yo amo ese pedazo de Chile. Estuve hace bastante tiempo allí, durante la época de Allende y nunca más regresé. Pero siempre mantuve el recuerdo vivo de esa zona porque allí encuentras contrastes poco comunes. Por un lado están las minas, las minas más modernas y las minas abandonadas del siglo XIX cuyas máquinas todavía están ahí. En los tiempos de Allende los obreros seguían trabajando con esas locomotoras de 1924, ellos hacían las piezas de recambio… Pero lo que más me sorprendió fueron las momias, es decir, que de repente te tropiezas con un pedazo de la industria humana, que te lleva al siglo pasado y por otra parte las momias arcaicas que te llevan a los tiempos de Cristóbal Colón. Las viejas máquinas te transportan a la revolución industrial, las momias te transportan mucho más lejos y los telescopios te transportan a millones de años luz más atrás!… Esto me empujó a imaginar una película que nunca hice en su momento. Yo creo que la materia misma del film nace por lo tanto de una serie de metáforas que están depositadas en el desierto, que están ahí mucho antes que yo llegara. Las metáforas ya existían, yo solamente las filmé.

FW
No estoy de acuerdo. Eres tú has quien ha reconocido la metáfora. La metáfora no hubiera existido si tú no la hubieras identificado y transformado en lenguaje. Eres tú quien pensó en la metáfora.

PG
Puede ser. Pero las mujeres son las que me hicieron tomar la decisión de pasar a los hechos. Cuando yo leí en un periódico que las mujeres excavaban la tierra con sus manos, cerca de los telescopios, entonces por fin resolví hacer la película con un lenguaje directo.

FW
Sin embargo lo que has hecho no es el método más directo. El método más directo era haber hecho una película de observación.

PG
Yo no quería en realidad  hacer “una descripción el desierto”. Quería encontrar nuevos elementos para volver a hablar  del pasado. Por eso me concentré en los observatorios astronómicos. Desde que era adolescente he amado la astronomía con pasión. Durante mi pubertad era una chifladura. Lamentablemente siempre he sido nulo para las matemáticas, por eso nunca tuve la osadía de estudiar esa carrera. Pero en los años 50 y 60 devoraba todas las novelas. Una revista argentina (“Mas Allá”) traía todos los clásicos del género. Esto culminó con una visita  al observatorio de Santiago. Le dije por teléfono al astrónomo jefe que todo el curso quería conocerlo. Cuando llegamos solamente yo y dos amigos nos preguntó asombrado “¿y qué pasó con los demás?”…  Yo le mentí, diciéndole que teníamos un examen al otro día… Esa noche constituyó para mi un acontecimiento imborrable. Observamos la Luna y una constelación deslumbrante que se llama “El cofre de diamantes”. Utilizamos el mismo telescopio que está en la película: el telescopio alemán “Hayde” de 1910.

FW
También aparece el universo de la arqueología ¿hay muchos arqueólogos en Chile?

PG
Mi primera novia era una arqueóloga. Ella  estudiaba en el museo de historia natural donde está el esqueleto de la ballena.

FW
Que también aparece en el film…

PG
Ella me enseñó el método para organizar los fósiles y las piedras recolectados en el desierto (el material lítico). Ella había explorado la misma zona que aparece en el film. Lo que sin embargo me fascinó fue cuando ella me contó cómo había encontrado una momia en compañía de Gustavo Le Paige, un anciano sacerdote belga, que era la figura más venerada de la etnología y arqueología en el Chile de la época… Tal vez por estos recuerdos el rodaje de la película fue para mi bastante sencillo, era como volver a mi primera juventud… No todas las metáforas estaban en el guión, aparecieron en mi cabeza en el momento de hacer la película. Tal vez por eso ningún canal de televisión supo qué decirme de este proyecto.

FW
Esto es completamente seguro (se ríe)…

PG
Yo llegué a pensar que el filme no valía nada porque ningún canal aprobó su ejecución. ¡Ninguno!…Yo pensaba que yo era el único responsable directo de este fracaso que duró 4 años. Estuve muy cerca de abandonarlo. El problema es que la película tiene un costado metafísico, un costado místico o espiritual, un costado astronómico, un costado etnográfico y un costado político… ¿cómo explicar que los huesos humanos son iguales a ciertos asteroides? ¿cómo explicar que el calcio que tienen nuestros huesos es el mismo calcio que tienen las estrellas? ¿cómo explicar que las estrellas recién nacidas se forman con nuestros propios átomos al morirnos? ¿cómo explicar que Chile es el principal centro astronómico del mundo y que todavía hay un 60 por ciento de asesinatos sin aclarar de la dictadura? ¿cómo es posible que los astrónomos chilenos miren estrellas que están a millones de años luz en el pasado mientras los niños no pueden leer en los textos escolares lo que pasó en Chile hace apenas 30 años? ¿cómo explicar que innumerables cuerpos enterrados por los militares fueron desenterrados y arrojados al mar? ¿de qué manera explicar que el trabajo de una mujer que busca con sus manos en el desierto se parece al trabajo que hace un astrónomo?…

FW
Las cosas que acabas de decir son perfectas. Son perfectas para esta entrevista porque no explican para nada el filme. Si yo no supiera nada de esta película me sentiría motivado a  verla.

PG
La ciencia constituye un campo temático formidable para el documental del futuro. Tengo la impresión que ciertas ideas, ciertas analogías, ciertos conceptos, hoy en día son puestos en duda por la industria documental. Parece que no podemos crear ideas singulares, atípicas, renovadoras, está prohibido. Nos movemos adentro de una industria que con frecuencia nos empuja a fabricar estereotipos. Parece un agujero negro.

FW
La sociedad chilena también se acerca a un estado de oscuridad casi total, se podría decir, porque tenemos una imagen de la riqueza chilena que nos llega directamente desde la bolsa de comercio pero no conocemos los problemas de la gente común.

PG
Hace ocho años, en dos observatorios chilenos, se verificó que en el centro de nuestra galaxia hay un agujero negro. Un agujero negro que atraviesa todas las noches el cielo de Chile.

FW
Es otra metáfora más.

PG
El desierto está lleno de ellas. No pienses que estoy llevándote hacia un terreno de cosas extravagantes; pero hay mucha gente que ha visto OVNIS en el desierto, incluso hay pilotos que han sido perseguidos por platos voladores. Dejemos esto por ahora, pues no es nuestro tema. Quiero contarte una historia que también ilustra una metáfora. Uno de los arqueólogos que conocí durante la filmación quería construir una cabaña en medio del desierto para estar cerca de sus excavaciones. Cuando los obreros comenzaron a trabajar, durante la primera semana, encontraron algo raro que sobresalía de la tierra. Llamaron al arqueólogo y se dieron cuenta que estaban levantando la casa encima de una tumba. Siguieron excavando y apareció una momia con joyas y una hacha en el centro del pecho. Sin duda se trataba de una personalidad, un jefe, un gran señor. El arqueólogo interrumpió los trabajos y se retiró a reflexionar. Una tarde se acercó a la momia y le dijo: “Tenemos que llegar a un acuerdo. Creo que tu verdadera casa se encuentra ahora en el Museo, adonde te llevaremos, para conocer tu familia, tu pueblo y tu cultura. Este espacio quedará entonces libre para mi cabaña”. Al parecer, después de una semana, la momia aceptó. En el Museo se convirtió en el principal objeto de estudio de una nueva cultura hasta ese momento desconocida. El arqueólogo sigue en comunicación con la momia porque a veces, en su cabaña, la puerta se abre o se cierra sin que haya viento.

FW
¡Es una historia extraordinaria!

(Informaciones obtenidas del dossier de la película y de la web del director).

ENVIAR UN COMENTARIO

Tu email nunca será publicado. Campos obligatorios marcados con *

*
*